Me ven ahora

3 de diciembre de 2008

Arpías- J.L. Borges Libro de los Seres Imaginarios


 

El bosque de las arpías (ilustración de Gustave Doré)

Para la Teogonía de Hesíodo, las Arpías son divinidades aladas, y de larga y suelta cabellera, más veloces que los pájaros y los vientos; para el tercer libro de la Eneida, aves con cara de doncella, garras encorvadas y vientre inmundo, pálidas de hambre que no pueden saciar. Bajan de las montañas y mancillan las mesas de los festines. Son invulnerables y fétidas; todo lo devoran, chillando, y todo lo transforman en excrementos. Servio, comentador de Virgilio, escribe que así como Hécate es Proserpina en los infiernos, Diana en la tierra y luna en el cielo y la llaman diosa triforme, las Arpías son Furias en los infiernos, Arpías en la tierra y Demonios (Dirae) en el cielo. También las confunden con las Parcas.

Por mandato divino, las arpías persiguieron a un rey de Tracia que descubrió a los hombres el porvenir o que compró la longevidad al precio de sus ojos y fue castigado por el sol, cuya obra había ultrajado. Se aprestaba a comer con toda su corte y las Arpías devoraban o contaminaban los manjares. Los argonautas ahuyentaron a las arpías; Apolonio de Rodas y William Morris (Life and Death of Jason) refieren la fantástica historia. Ariosto, en el canto treinta y tres del Furioso, transforma al rey de Tracia en el Preste Juan, fabuloso emperador de los abisinios.

Arpías, en griego, significa "las que raptan", "las que arrebatan". Al principio, fueron divinidades del viento, como los Maruts de los Vedas, que blanden armas de oro (los rayos) y que ordeñan las nubes.

8 comentarios:

  1. Los gallegos dicen: "Eu non creo nas meigas pero haberlas hailas"
    (No creo en brujas pero haberlas las hay, o algo así)
    Arpías y "arpíos", o su equivalente masculino que sólo transijo así. jajaja
    Prefiero pensar que son sólo mitología.

    Ya vendré para las walkyrias que me parecen más llevaderas.

    ResponderEliminar
  2. Que simpáticas me caen!
    Y como dice ana ¿No hay arpios verdad?
    Estos hombres que son los que las idearon, siempre incordiando...jajaja
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  3. Como para encontrarselas una noche oscura, no se lo deseo a nadie (si existieran), son solo hembras, no sé como se reproducirían.
    "yo no creo en las brujas, pero
    que las hay, las hay"!, es un dicho de campo acá en Chile también.

    ResponderEliminar
  4. Las arpías son princesas malditas...

    Besos Ulysses, muy buena publicación.:-)

    ResponderEliminar
  5. A la elite de nuestros mandatarios enviaría yo las arpías para llenarles de heces los manjares y así poder estar a la altura de los pobres que comen de la basura.

    Besitos ♥

    ResponderEliminar
  6. No creo en arpías, caray,
    pero que las hay, las hay.

    ResponderEliminar
  7. Algo pendiente que tengo es leerlo a Borges... todo llega en el momento indicado.

    ResponderEliminar
  8. Conozco yo a alguna de estas reencarnadas, buuf, ajaja... Decirte que me ha resultado muy curioso este que contaste. Una usa la palabra y desde luego que siempre implica alguien que no nos cae en simpatia, pero nunca profundice en el tema. Gracias porque hoy me acostaré sabiendo algo mas.

    un beso desde un faro en mitad del mar... Qettah

    PD: yo si creo en las brujas, a mi me lo llaman desde chiquitina ooooh, ajaja.

    ResponderEliminar