Me ven ahora

8 de noviembre de 2009

FICHA 342. Max Aub


Apellido del enfermo: Agrasot, Luisa
Edad: 24 años. Natural de Veracruz, Ver.
Diagnóstico: Erupción cutánea de origen probablemente poli-bacilar.
Tratamiento: Dos millones de unidades de penicilina.
Resultado: Nulo.
Observaciones: Caso único. Recalcitrante. Sin precedentes.
Desde el decimoquinto día me abrumó. El diagnóstico era clarísimo. Sin que cupiese duda alguna. Al fracasar la penicilina ensayé desesperadamente toda clase de otros remedios: no sabía por donde salir. Me trajo de cabeza, de día y de noche, semanas y semanas, hasta que le administré una dosis de cianuro potásico. La paciencia –aún con los pacientes –tiene un límite.

6 comentarios:

  1. Carajo... GLUPS, ajajaja... Espero que no seas médico en la vida real, me has dado un poco de miedito, ajaja. (Me ha gustado mucho el desenlace...)

    ... Qettah

    ResponderEliminar
  2. Llevado a otras situaciones menos trágicas es muy cierto...¡Cuántas cosas enviamos al traste por pura impotencia! Algunas decisiones son como crímenes ;)
    Buena como siempre, Uly!!

    ResponderEliminar
  3. en los hospitales estas cosas a veces son maquinadas sin siquiera preguntarse...la necesidad de otorgar camas a quienes las requieren sobrepasa el stok y ni hablar cuado son ancianos...no sé si a tanto con cianuro, pero de que se deja de prestar atención hacia los casos ya resueltos es simplemente una renuncia total.

    pero también es cierto, hasta que punto permitimos que la vida se prolongue a través de fármacos, y la dignidad del paciente?, acaso morir dignamente no es un derecho?

    me fui en volada francisco, es que este tema toca aristas profundas y muy muy complejas que tienen que ver con ética , derechos humanos, libre elección. etc.y ni hablar las repercuciones sociales.

    felíz domingo:=)***

    ResponderEliminar
  4. A veces sí, se nos acaba la paciencia y asesinamos al 'paciente'; sólo que la mayor parte del tiempo es un suicidio.
    He encontrado interesante tu blog. Te sigo.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. jajajaja Espero que mi médico nunca pierda la paciencia conmigo, es muy peligroso por lo que veo...jajaja
    Salud

    ResponderEliminar

• ¡Tus comentarios son muy bienvenidos!, puedes mostrar tu opinión si lo deseas, y de hecho me encantaría leerla ya sea a favor o en contra, solamente pido respeto hacia las opiniones de las personas que hayan comentado. Los que contengan insultos o spam comercial serán borrados. Si tu único objetivo es poner el link de tu blog con un breve mensaje genérico casi mejor que no pierdas el tiempo.